Los BRICS son «una nueva forma de pensar», asegura Zajárova

El mundo unipolar no existe y no hay ningún Estado que «pueda tener el derecho» de controlar a otros países, declaró a Sputnik la portavoz de la Cancillería rusa, María Zajárova. La vocera añadió que los BRICS es una nueva forma de pensar ya que el grupo permite compartir soluciones para un futuro próspero.

«El mundo bipolar no es ideal. Después de que esa forma del mundo se derrumbara, nuestra civilización ha estado intentando hacer funcionar un nuevo sistema», señaló a Sputnik María Zajárova.

En sus palabras, el mundo unipolar no existe, ni funciona. No hay ningún país en este mundo que «pueda ser el jefe de todo el mundo, que pueda tener el derecho o la posibilidad de controlar el mundo», agregó.

«Nosotros [el mundo] no elegimos a ningún Estado o nación para que controle nuestras vidas. Tenemos el derecho internacional como gran base para resolver distintas crisis, establecer contactos entre nosotros y fomentar las buenas relaciones entre países, naciones y organizaciones», subrayó la vocera.

En el mundo hay muchos polos económicos y culturales, continuó Zajárova, así como centros de civilización y desarrollo moderno y tecnológico. Y que este mundo multipolar es el camino que debe seguir la sociedad, añadió.

«Este es el camino que nosotros [la sociedad] debemos, de hecho, elegir… Estoy hablando de Rusia, Brasil y otros países del mundo que tienen su propia voz y son libres de expresar sus puntos de vista», destacó la portavoz.

BRICS: ¿es un nuevo orden mundial?

Para Zajárova, existe una dualidad en cuanto a si el grupo BRICS es un nuevo orden mundial o no.

«Los BRICS no es un instrumento de ayuda, por ejemplo, para que alguien consiga algo. Pero, al mismo tiempo, es un bloque neutral. […] Son oportunidades para que los países se desarrollen en diversas áreas, como la economía, la ecología, la seguridad, la tecnología, la educación y la cultura. También es una oportunidad para que los países del bloque se muestren al mundo«, indicó.

La vocera destacó que más allá de la individualidad, el grupo permite compartir soluciones para un futuro próspero.

«Los BRICS son una nueva forma de pensar. Se puede ser independiente y, al mismo tiempo, unirse, estar con otros y seguir protegiéndose y manteniendo la dignidad nacional, la cultura, la civilización y las tradiciones», subrayó.

Occidente es responsable de la ruina de la ONU

En sus palabras, el surgimiento de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) tiene este papel de mantenimiento, respeto y avance. Pero, en su opinión, Occidente está arruinando lo que un día fue la organización.

«Muchos países del Occidente colectivo están intentando arruinar los principios de la ONU, de la Carta de las Naciones Unidas. […] No respetan el derecho internacional, a los demás miembros del Consejo de Seguridad… […] siempre están obstaculizando iniciativas, propuestas de paz, como hemos visto en Oriente Medio, no respetan a otros países como Estados independientes y soberanos», señaló la portavoz.

En cuanto a papel de Brasilia en el Consejo de Seguridad de la ONU, indicó que desde antes de dejar la presidencia del Consejo de Seguridad de la ONU, Brasil, al igual que otros países, anhela un puesto permanente en el organismo. Rusia, por ejemplo, estaría dispuesta a luchar por el deseo de este Estado latinoamericano, agregó.

«Nosotros [Rusia] apoyamos a Brasil. No en el futuro, ¡sino ahora!l», expresó Zajárova.

Rusia y Brasil aliados en la lucha contra el hambre

Preguntada sobre cómo podría Rusia ayudar a Brasil en la lucha contra el hambre, la vocera detalló la existencia de una «falsa realidad» en algunos lugares gracias a una «campaña» de Estados Unidos llamada «invasión rusa de Ucrania y hambre en el mundo», agregando que el lema fue promovido por Washington.

«Esto es muy injusto. Porque el problema del hambre existe desde hace cientos de años y es un problema de varias regiones, África, Asia y diferentes países de distintas partes del mundo», explicó.

En sus palabras, Rusia siempre ha sido donante de muchos Estados, organizaciones internacionales y agencias de ayuda humanitaria.

«Para todos los países que lo han necesitado, [Rusia] ha estado ahí. […] Estamos dispuestos a unir a todos los líderes del mundo, no sólo a los políticos, sino también a los representantes de la sociedad civil y de las organizaciones humanitarias y no gubernamentales para superar este problema. Pero centrándonos en términos prácticos, no propagandísticos», concluyó la vocera.

En julio pasado, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, al participar en la cumbre Rusia-África, anunció que Moscú planea suministrar gratis cereales a seis países africanos que figuran en la lista del Programa Mundial de Alimentos. El pasado 17 de noviembre, el ministro de Agricultura ruso, Dmitri Pátrushev, anunció que los primeros dos barcos, con 25.000 toneladas cada uno, habían zarpado para Somalia y Burkina Faso.

@Sputnik.

/Imagen principal: © Sputnik / Servicio de prensa del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia /